ERAKUSKETA GABONAK - EXPOSICIÓN NAVIDAD 2015

eskultura zeramikoak
escultura cerámica
obra de Santiago Gonzalez Merino





Keramika erakusketa egin du berriro Santiago Gonzalez Merinok
Kexaa
Abenduak 29, 2015
Santiago Gonzalez Merino artistak urtero egiten du keramika erakusketa San Juan Bautista elizan, Kexaan. Igande eta jai-egunetan ikus daiteke, 11:30etatik 12:30ak arte. Abenduan, urtarrilean eta otsailean bertan egongo da ikusgai.
Argazkiak: Santiago Gonzalez Merino

https://www.flickr.com/photos/aiaraldea/sets/72157662019075299/with/23903845016/

Lo importante de una escultura es lo que sugiere a quien la contempla”
El escultor ayalés Santiago González Merino expone hasta febrero en la iglesia de San Juan Bautista de Quejana
ARACELI OIARZABAL A.O. - Jueves, 7 de Enero de 2016

AYALA - Los altares de la iglesia de San Juan Bautista de Quejana, en Ayala, se han llenado de arte. Se trata de la tradicional exposición de escultura cerámica que, con motivo de las fiestas navideñas, organiza cada año el escultor local Santiago González Merino para acercar al público su personal obra. No obstante, la muestra se mantendrá hasta el próximo mes de febrero en el horario de apertura del templo. Es decir, domingos y fiestas, de 11.30 a 12.30 horas, o como visita concertada previamente.
A diferencia de pasadas ediciones, en las que la muestra giraba en torno a originales esculturas de temática navideña, tales como belenes, Olentzeros y Mari Domingis, en esta ocasión Santiago se ha decantado por curiosas piezas (más de 35) elaboradas en pastas cerámicas en baja temperatura, cuyas superficies están tratadas con óxidos y engobes. “Una técnica similar a la que emplea un pintor al elaborar un cuadro”, aclara el autor que, en la actualidad, es también presidente de Katilu Aiarako Keramikazaleak, una asociación que promueve el estudio y creación artística en cerámica en el Valle de Ayala.
De hecho, lo que unifica a todas estas creaciones es, precisamente, el tratamiento de la materia, los colores tierra y las texturas, surgidas de un modo de realizar cerámica totalmente artesanal en el primitivo horno de llama de gas del artista. Sin moldes ni series, hasta lograr dar a cada pieza la característica de ser única y original. Individuos aislados y distintos que pretenden tener una unidad en el tratamiento de los materiales, pero no en su apariencia.

FORMAS
Así, en la muestra de Quejana se pueden ver piezas muy dinámicas y orgánicas. “Partes de un continuo que podrían ser muy grandes. Algo así como si las troceara. Como erosiones de roca y formaciones geológicas u olas de eterno retorno”, explica González Merino, que también expone piezas de formas geométricas que “responden a un lenguaje sencillo, binario. Una actividad constante en el pensamiento”, apunta, en relación a una pieza central, producto de la observación sobre apertura y cierre. “Aparentemente maciza, pero la apertura le elimina la gravedad y la pesadez de la forma aparente”, explica.
Dentro de las esculturas geométricas también destacan los encuentros de paralelepípedos, “en los que intento lograr que los espacios que quedan entre paredes sean sugerentes al espectador, que es lo importante de toda obra, que emocione y le sea sugerente a quien la contempla. Yo creo y el espectador lo recrea”, subraya con cierto énfasis en que “es el observador quien tiene la obligación de intervenir en la obra, dialogar con ella, explicándosela, sacándola emociones o similar”.
La exposición la completan dos pequeños murales que “son un recuerdo o guiño a mis inicios. Choques de placas que crean vacíos”, apostilla este escultor de cerámica ayalés que entró en contacto con el mundo artístico porque “me atrajo de adulto y ahora ya tengo algún que otro título, pero no porque lo haya heredado de mi entorno familiar. Aunque reconozco que mi infancia en el viejo Bilbao de los Altos Hornos y de la margen izquierda, se nota en los colores férreos de mis piezas. Cerámica cocida a temperaturas extremas hasta lograr las tonalidades azules u ocres del hierro fundido u oxidado, porque no soy Sorolla ni he crecido con la luz andaluza”, sentencia. Lo que nadie puede negarle es los muchos años de trabajo con materiales en su taller de Quejana. Décadas de esfuerzo que también atesoran galardones.

http://www.noticiasdealava.com/2016/01/07/ocio-y-cultura/cultura/lo-importante-de-una-escultura-es-lo-que-sugiere-a-quien-la-contempla